Avistamiento de ballenas en Colombia: un viaje inolvidable

Ensenada de  Utría - Bahía Solano- Fenikas- Fanturs- viajar-turismo

Pacífico colombiano-turismo

Acabo de tirar mis maletas en la sala de mi casa, llegué cansado pero feliz, sin energías pero renovado y totalmente satisfecho con mi viaje.

Regreso de  hacer una corta correría de cuatro días por el Pacífico colombiano, conocí Bahía Solano, Nuquí  y la ensenada de Utría,  sin duda una experiencia  maravillosa.

Un lugar reconfortante

turismo-fanturs-fenikas-viajar-viajes-colombia-medellin-pauquetes-economicos

Vista desde el hotel

Disfruté del mar, de la playa, de la naturaleza y del silencio, pues viajar a estas poblaciones colombianas es desconectarse del ruido de la ciudad, del estrés del tráfico, de la tecnología   y por qué no, hasta del calendario. Es un lugar lleno de paz y tranquilidad donde puedes tumbarte en una hamaca, respirar profundo, olvidarte del mundo  y disfrutar de las diferentes sinfonías  que tocan en coro miles de pajaritos que vuelan sobre las olas del mar y entre las copas de los árboles.

Es un viaje de turismo para desconectarse del mundo, bañarte en aguas cristalinas  y a estar en comunión con la naturaleza.

Sobre el hotel donde me hospedé,  te cuento que fue muy cómodo,  tenía todo lo necesario para  estar más que bien, agua dulce, una buena cama, rica comida, una hamaca que utilicé sin parar y una vista al mar en las mañanas que sin duda  alguna, el día que la veas será un recuerdo imborrable que te  cargará de buena  energía.

Avistamiento de Ballenas

Bahia Solano-ballenas-fanturs-fenikas-turismo-viajes

Ballenas jorobadas en Bahía Solano

De una vez te lo digo y discúlpame las mayúsculas pero es una experiencia INOLVIDABLE, el recorrido se hace en lancha y es guiado por personas profesionales, algo que minimiza los riesgos y te deja con una sola responsabilidad: ¡gozar!, en mi caso admito que inicialmente sentí algo de miedo, me agité un poco y se me aceleró el corazón, pues estar en una “lanchita”, en medio del mar y cerca a un animal de más de 18 metros de largo y hasta 40 toneladas de peso  no es  algo de todos los días.

A pesar de eso, con el pasar de lo minutos me fui habituando a la situación y me dediqué a disfrutar de la comunión con la naturaleza, a impresionarme  al ver tan cerca un animal majestuoso, imponente, y pacífico, que hace que el miedo se transforme en emoción  y asombro.

Sin duda alguna les digo que es una experiencia que tienen que vivir, es más pueden hacerlo ahora, porque hasta el mes de octubre estamos en temporada de avistamiento de ballenas y hay promociones, ¡viaja ya!

Si quieres saber más : www.fanturs.com

Si te gustó esta entrada y no quieres perderte las próximas, sigue este blog a través de Facebook y  Twitter. Y por último, un favor: si te ha resultado útil este post, recomiéndalo a tus amigos. ¡Gracias! ;-)

Esta entrada fue publicada en Experiencias y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>